© Jedbangers 1998-2001

  Principal
  Suscripción
  Archivo
  Especiales
  CD Reviews
  Reportajes
  Recitales
  Detector
  Crónicas
  News
  Mp3's
  Guestbook
  La Cerca
  Stuff
  F.U.C.K.
  Links
  Email
 
 
 
 

Sepultura en Obras 
Grupo Invitado: Horcas

Hagamos un poco de historia: la génesis de este sitio web tiene su origen en 1998, el mismo año en el que Sepultura editó su primer disco sin Max Cavelera. Por aquel entonces, odiaba a Max, me parecía una decisión estúpida la que había tomado y sus declaraciones/acciones post Sepultura ("el concepto de Roots me pertenece"; "sepultura perdió su integridad", su repentina amistad con el nü metal a quienes previamente repudiaba) no hicieron más que elevar mi enojo. En parte por eso, por el hecho de "estar en contra de Max" y en parte por la emoción del momento, Against era -para mi- un gran disco. Hoy con todo el tiempo que pasó de por medio, es tan solo un disco más. La historia con Nation es diferente, en su momento me pareció un buen disco (¿7 puntos? si), hoy, a unos meses de su edición, es un disco que deja mucho que desear, sobre todo para una banda como Seps. ¿Derrick Greene? un tipo simpático, cuya voz se adapta satisfactoriamente para el nuevo material de Sepultura, pero al mismo tiempo, carece de chapa para entonar viejos himnos. Además... no puede tocar la guitarra. Repito, NO PUEDE, no le da, no sabe. Ok?

Obras lucía golpeado... Obras, al igual que Sepultura, estaba algo deslucido. Poca gente, unas 1500 almas estaban presentes en el piso de Obras, en la platea no se veían más de 30 personas, las populares ni siquiera estaban habilidadas. Les cuento un chisme: cuando llego al estadio me encuentro al batero de Raíz que estaba volanteando y le pregunto que pasaba que no había gente en la entrada, me dijo "ya entraron todos". Hmmm... nada bueno podía habver pasado. Luego, de otra fuente llegó el dato: se vendieron 380 entradas anticipadas. Perdón, ¿380? pero carajo!, ¡estamos hablando de Sepultura! ¿recuerdan? Sepultura!, si, los que cada vez que tocaban en obras hacían una bestial devastación... los que se alzaban, hacían un caos y mostraban su raíces, sangrientas raíces.  

Pregunta: ¿el metal está en decadencia? mejor dicho,  ¿el metal EN ARGENTINA está en decadencia? No, mierda que no. De hecho, las 5000 personas que estuvieron en este mismo recinto el 1 de setiembre coreando las canciones de Judas Priest me sirven de prueba. Entonces, ¿que pasó? bueno, pasaron muchas cosas, primero que nada, no estaba Max. El recuerdo de Sepultura en River junto a Metallica no le dejó un buen gusto a ningún paladar metalero exigente (aunque los que estuvimos en el pogo, quedamos conformes). Además, hubo otro tipo de fallas a nivel extra musical: todo bien con Horcas, pero Horcas con Sepultura no suena como una buena combinación. Raíz, ANIMAL, Jesus Martyr y Hentai hubieran formado un cartel más interesante, hablo desde el punto de vista de atraer gente al show, que quede claro. El precio de las entradas era elevado, el recital fue un jueves, y la difusión muy pobre, todo esto jugó en contra. La verdad, estaba sorprendido y triste por ver a Obras tan desolado, pero una parte de mi (la malvada y mal intencionada) no dejaba de pensar "que se jodan" (dirigida a los organizadores). Pero si vamos a andar sin vueltas, seamos claros: nada de esto hubiera sucedido si los dos discos de Sepultura sin Max hubieran estado a la altura de Roots, Arise o Chaos Ad. La prueba está en que cada vez que el cuarteto encaraba al público con una canción de "Nation" la respuesta era nula. 

Horcas -como ya adelantamos- abrió el fuego. Seguir describiendo el marco en el que se encontraba Obras atenta contra mi salud, así que lo evitaremos. El quinteto argentino contó con uno scuentos fieles seguidores que los alentaron desde el primer instante y que respondieron a las arengas de Walteraguanteeljevimetallaputamadre, el experimentado vocalista.  Si bien a Civile se lo extraña en presencia escénica, el mayor obstáculo a superar de Horcas fue tener que haber escrito el nuevo disco sin contar con Osvaldo en sus filas. El tema que adelantaron - "Esperanza" - indicaría que la casa está en orden. Hubo temas de todas las épocas, los más nuevos como "Rompo el Dolor" (re metallica-sabbath) "Fuego" o "Mentiroso" y los viejitos como "Argentina" (presentado con una intro llena de puteadas a los políticos actuales) fueron aplaudidos por los que se habían dado cita temprano. Uno de los puntos altos del show fue "Vencer" en donde Meza recordó al desaparecido Civile. El sonido fue de menor a mayor y podemos decir que la prueba fue superada.

Terminado el show de Horcas, estaba todo listo para que los brazucas demuestren que tan buenos son. Mientras mi colega Astilla me adelantaba "no te imaginas con cual van a empezar" observaba que el movimiento de gente ya se había detenido y Obras no superaba el 50 % de su capacidad (2500 personas y soy generoso). Si nos guiamos por la encuesta de Jedbangers previa al shows, vemos que era predecible. Preguntamos, "vas a ir al show de Seps?"  esto es lo que nos respondieron

Si, seguro que será un gran show (13)

12%

Si, total no viene ninguna otra banda (5)

5%

No, porque apestan sin Max (41)

38%

No, porque nunca me gustaron (24)

22%

No, porque no tengo el dinero (24)

22%

Dejemos el centro de estadísticas y sigamos, se apagaron las luces, se escuchó la intro a cargo de Apocalyptica (extraída de Nation) y ¡bang!  Sepultura en Bs As. "Troops Of Doom" fue lo primero y si, Astilla tenía razón, no me lo esperaba. Primera sorpresa, por partida doble : Derrick Greene tenía colgada una guitarra, lástima que no estaba conectada. O si, pero sinceramente parecía que el negro hacía mímica. Siguió "Slave New World" y lo próximo que se escuchó fue la intro de batería de Igor, anunciando la llegada de  "Sepulnation", un tema que hubiera encajado perfectamente para abrir el show. Sin dudas, es el mejor tema del último CD de Seps, y con el sonido a full de lo que es una banda en vivo, adquiere nueva dimensión. Obras se caracteriza por su buena calidad sonora y si bien esta noche no fue la excepción, digamos que en otras ocasiones hubo mejor sonido, seguramente se debió a la escanza concurrencia, lo que resultaba en que el estadio a medio llenar retumbe un poco. De todas formas, la patada en medio del pecho seguía estando. "Revolt" un temita que ni llega al minuto de duración, continuaba con la sección "compren nuestro último disco". Por suerte, hicieron "Propaganda", una canción contra la prensa (Andreas Kisser Dixit) y como siempre, "don't believe what you see... don't believe what you read".  Luego pasaron "Who Must Die" y "Choke" (la única de Against) y una conclusión veía la luz: Sepultura necesita un frontman. En serio, Derrick Green medirá más de 2 metros y si me emboca una piña seguramente me parte al medio, Andreas podrá descolocarse la cabeza de tanto headbanging, Igor toca mejor que nunca, pero esta banda no tiene alguien que maneje a la gente, alguien que se convierta en ese nexo tan necesario para lograr que el show fluya, para que la audiencia y la banda sean una sola cosa.  

Justo cuando pensaba que el show se metía en un pozo, llegaron -directo desde Roots- dos temas, "Spit" en verisón más hardcore/thrasher y la monumental "Attitude". Hasta el momento, el punto más alto del concierto. La dupla "Border Wars" y "Biotech Is Godzilla" me comprobó lo que sospechaba: Derrick Greene cantará muy bien en los discos, pero en vivo, en donde hay que salir a matar, y sobre todo en los temas pre "Against" se queda a mitad de camino. ¿O será que Max era uno de los mejores para eso? "One Man Army" y "Saga" serían practicamente lo último que se escucharía de la nueva etapa de Sepultura, lo clásicos estaban al caer. ¿Dije clásicos? por eso llegó "Innerself", más thrasher que todos los temas anteriores juntos en una versión Medley del cual formó parte también "Beneath The Remains". Después, lo previsible... "Refuse/Resist", "Territory" y otro Medley, "Arise/ Dead Embrionyc Cels", uno de los mejores Medleys que haya escuchado, es increible lo bien que se enganchan ambas canciones, de hecho, si no fuera así, me estaría quejando por el hecho de que no las hicieron completas. 

Para el bis, y luego de una zapada en tributo a Sabbath, Andreas hizo otra vez de comunicador social y presentó "Necromancer". ¿Alguien la quería? who knows. De todas formas no había tiempo quejas estúpidas, Igor, Paulo, Andreas y Derrick nos decían por última vez "compren nuestro disco que Roadrunner nos dejó en la calle" de la mano de "Human Cause". Ahí llegamos al final... a ver, adivinen... si! "Sepultura, from Brasil... 1,2,3... Roots Bloody Roots!".

Las luces se prendieron, los músicos ofrendaron sus púas, (si, Igor tiró unos palillos, ya lo sé) y comenzó la deserción. La sensación era la de haber visto un gran show, con algunas fallas, pero gran show al fin. Seguramente, gracias al boca en boca, la próxima visita de Seps contará con un marco más apropiado. Solo resta esperar a que haya efectivamente una próxima y que no sea dentro de tres años, porque seguramente si Sepultura se acordaba un poquito antes de Argentina, la cosa hubiera sido diferente, seamos concientes que muchos ya perdieron la curiosidad por ver lo que puede ofrecer Sepultura sin Max en un lugar como Obras. Por ahora, eso es todo, sigamos creyendo en Sepultura... "We Shall Arise". 

Hugo García

pd: Perdonen, pero esto lo quiero compartir, ¡que ganas de ver bandas como Pantera, Fear Factory, Slipknot o Machine Head en Obras!.  De todas formas, la pregunta que rondaba mi cabeza era, Megadeth llenará dos Obras ? hmmm sería muy feo ver un DVD de Megadeth en vivo en Argentina con un estadio que no esté  a reventar. Hey, Rock & Pop, o quien sea que los trae, hagan publicidad o nadie nos creerá eso de que Megadeth es una banda argentina.


clickeá en el logo para comprar los discos/DVD/ Videos de esta nota

  CDNOW

   

 

 

RECOMENDAR SITIO
Tu Nombre:

Tu E-mail:

E-mail de tu amigo:

Comentarios:

Recibir copia: 

ROLDÁN Y EL
METALERO
Episodio # 6
14 - 6- 01